Un debate entre los candidatos a Gobernador con gusto a poco

Política 09 de junio de 2019 Por
Un debate en que casi no se debatió, preludio de comicios Bonfatti, Perotti y Corral expusieron sus ideas al electorado de cara a los generales del domingo 16. Protagonizaron unos pocos cruces en seguridad; en el resto de los rubros, el casete. Fuente: elciudadanoweb.com
p07f1-Franco
Un debate livianito y muy couchado

Los tres candidatos que en una semana competirán en las elecciones para definir quién será el gobernador de Santa Fe por los próximos cuatro años se enfrentaron en un debate televisivo. Aunque definirlo como un enfrentamiento, tal vez, sea demasiado. El peronista Omar Perotti, el socialista Antonio Bonfatti y el radical macrista José Corral repitieron, en cada uno de los ejes propuestos, discursos tan visiblemente armados que ni siquiera llegaban a consumir el tiempo que tenían asignado para cada intervención. Los tres pusieron el foco en la lucha contra el delito y el narcotráfico, en afianzar la educación como medida para luchar contra la inseguridad, garantizar derechos y fomentar el empleo, y prometieron seguir con la obra pública en la provincia, de tal modo que cualquier incauto podría pasar completamente por alto las diferencias de los proyectos políticos que cada uno de ellos representa.

Los ejes del debate –que se realizó en el estudio de Canal 3 y que también fue transmitido por Telefe Rosario y por 5RTV– fueron cinco: seguridad y justicia; política económica; políticas sociales, salud y empleo; educación y Santa Fe 2030. En cada uno, a los candidatos les quedaron largos los dos minutos de los que disponían, el minuto de réplica y la ronda final de 30 segundos. Lo que tenían para decir, parecían haberlo aprendido de memoria y, por lo visto, prefirieron prescindir del tiempo que les sobraba cuando terminaban de exponer sus guiones y no aprovecharlos hasta el final para agregar o ahondar en ideas.

A la vista y al oído, el debate se pareció más un largo spot de campaña que a un contrapunto entre proyectos políticos diferentes. O tres distintos, porque los pocos cuestionamientos que los representantes de las tres fuerzas políticas se hicieron entre sí casi no recibieron respuesta del otro lado. El resultado fue un debate sin intercambios.

El actual intendente de Santa Fe y candidato a gobernador por Cambiemos, José Corral, se explayó en cada uno de los ejes sin mencionar una sola vez a Mauricio Macri y omitiendo las políticas aplicadas por su gobierno. En materia económica habló de reducción de impuestos, algo que a nivel nacional se dio a la inversa, de triplicar la obra pública y, en este punto sí, fiel a Cambiemos, de “no volver al pasado”. Habló de ampliar y fortalecer la educación y la salud y de potenciar la lucha contra la violencia de género, tres puntos en los que el gobierno de Macri recortó presupuesto. Afirmó que mantendrá un “diálogo fluido con los docentes” para garantizar 180 días de clases, algo que tampoco ha sido el fuerte de Cambiemos y habló de garantizar el 82 por ciento móvil en las jubilaciones, otro punto cuestionable de las políticas aplicadas por Macri. Al hablar de seguridad, buscó un golpe de efecto al mostrar a cámara unas esposas: dijo que esas eran las que les faltaban a los presos que el 8 de mayo se fugaron de un colectivo del Servicio Penitenciario cuando eran trasladados a Coronda. Habló de control de las fuerzas de seguridad y de articular acciones con las fuerzas y la justicia federales.

El senador nacional y candidato del frente peronista Juntos, Omar Perotti, habló de producción de empleo, de garantizar la educación yendo a buscar a aquellos que han abandonado los estudios prácticamente casa por casa, de potenciar el sistema de salud, de capacitar a los jóvenes para los empleos del siglo XXI, de reducir y controlar las tarifas de la energía, de reestructurar la Policía corriendo a “los malos” y garantizando “buenos salarios” y de luchar contra el narcotráfico. Se comprometió también a hacer llegar la obra pública a los lugares en los que falta. Perotti tampoco mencionó a Cristina Fernández de Kirchner, referente de la mayor parte del peronismo santafesino a nivel nacional.

El diputado provincial y candidato del Frente Progresista, Antonio Bonfatti, abordó cada uno de los ejes haciendo referencia a datos y estadísticas de los 12 años de gestión socialista en Santa Fe. Enumeró obras públicas –hospitales de alta complejidad, centros de salud, escuela, acueductos, entre otros–, expuso cifras de inversiones en los distintos rubros, ponderó la salud y la educación en Santa Fe, brindó números de desarrollo científico y defendió la política socialista de seguridad y justicia. Sobre ese punto, mencionó las reestructuraciones e inversiones en la Justicia y la Policía desde que el Frente Progresista asumió el gobierno de la provincia. Respondió también a las acusaciones de connivencia con el narcotráfico mencionando las bandas y nombres propios de personas vinculadas con el delito que enfrentan o enfrentaron procesos judiciales. También cuestionó las cifras de inseguridad expuestas por sus adversarios.

A excepción del eje de seguridad, donde sí hubo algunos contrapuntos indirectos entre Bonfatti y los otros dos candidatos, en el debate la tensión estuvo ausente. En definitiva, las exposiciones estuvieron cargadas de eslóganes y de interpelaciones a la audiencia, al electorado, que en una semana definirá a quién elige.


Fuente: elciudadanoweb.com

Boletín de noticias