«Hablan de pagar una deuda fraudulenta al FMI y desconocen la que hay con los trabajadores de la salud»

Mas Secciones - Salud 12 de enero de 2022 Por Carlos Lucero
El jefe de Terapia Intensiva Sanatorio Otamendi, Arnado Dubín, llamó la atención a las personas sobre retomar las precauciones necesarias para hacer frente a una cepa que aun no se la conoce bien. Además, instó a las autoridades a considerar a los trabajadores de la salud.

El jefe de Terapia Intensiva Sanatorio Otamendi, Arnado Dubín

"Fuente Conclusión"  Este lunes la secretaria de Acceso a la Salud nacional, Sandra Tirado, indicó que en base lo que pasó en otros países con la variante de coronavirus Ómicron, en Argentina quizás «tengamos un aumento de casos esta semana y la que viene y después comience a bajar», aunque advirtió que «hay que ser cautos» con los pronósticos de este tipo.

En diálogo con Conclusión el medico miembro de la Sociedad Argentina en Terapia Intensiva (SATI), y Jefe de Terapia Intensiva Sanatorio Otamendi, Arnaldo Dubín, expresó su «profunda preocupación», ante una realidad «epidemiológica acuciante», por el alto nivel de contagios, y llamó a tener conductas «responsables y solidarias». «Esto excede cualquier previsión previa, semeja Europa», aunque aclaro que «la vacunación impidió que esto se transforme en una catástrofe de magnitud inconmensurable».

En relación a la situación del personal de salud afectado a la atención en pandemia, señaló que están al borde del colapso, no por falta de medios para la atención de los pacientes, sino que los cuadros están diemado y por el lado salarial apuntó que se»habla de pagar una deuda fraudulenta al FMI y desconocen la de los trabajadores de la salud». El profesional, ratificó que la vacuna» no solo es segura, sino también eficiente», no obstante acotó que en el presente «no se sabe cuántos contagios hay, pero si se puede decir que son más, ante un sistema de testeo saturado. Pero en terapia intensiva se tiene una situación aliviada, producto del resultado de una campaña de vacunación que fue tremendamente denostada, pero que fue muy efectiva y sin esta vacunación estaríamos juntando muertos por las calles». 

"Los culpables de que los efectores de atención a las personas hayan colapsado no son los trabajadores de la salud. Y no podemos ser la variable de ajuste del sistema"

 
«Sin embargo tenemos que seguir avanzando, hay dos cuestiones básicas, si llegamos a este niel de contagio, aunque confluyen muchos factores, hay que decir que no tuvimos cuidado de lo que ya habíamos aprendido». Ahora «hay que dar respuesta, volver a extremar los cuidados personales y completar la vacunación. Porque tenemos una situación de riesgo». «La situación es alarmante, se aceleraran los contagios», advirtió.

"La terapia intensiva puede volver a ser un factor de tensión, lo médicos nos efermamos y tambien tenemos contactos estrechos, también hay colegas que murieron"

El especialista, dijo que «se pueden acelerar los contagios, y hay que desterrar que la variante omicron produce una enfermedad leve, no es así, la OMS fue categórica, hay muy poca evidencia, sin embargo puede provocar enfermedad grave, menos frecuentemente hasta un 50% menos, pero puede llevar a laos paciente a la terapia intensiva y los puede matar», al tiempo que agregó «y si los contagios son mayores la formas critica en terapia intensiva van a crecer».

Carlos Lucero

Director Periódico El Departamental.

Te puede interesar